"La moral del capitalismo: lo que es bueno, triunfa; lo que triunfa, es bueno" Guy Débord

Vientres de alquiler, niños de compraventa

Pilar Laura Mateo|28/02/2020

Los vientres de alquiler son un fenómeno en el que confluyen los intereses de los dos sistemas que explotan a las mujeres de todo el mundo: el patriarcal y el neoliberal.

El capitalismo no puede sobrevivir si no promueve la satisfacción de cualquier deseo a través de la columna vertebral del sistema: el consumo. Así nace la idea de que usar los vientres de alquiler es legítimo como satisfacción de un deseo, porque si tienes un deseo y suficiente dinero para pagártelo, ¿por qué no vas a poder hacerlo realidad?

Y no solo eso, este marco permite la transformación de un deseo personal como es el de la paternidad en un derecho. Así, si yo deseo la paternidad, ¿quién me va a negar el derecho a satisfacerlo como sea? La sociedad tiene la obligación de facilitarme los medios para que yo pueda realizarlo. Vivimos en un mundo en el que los deseos de las personas con dinero se convierten automáticamente en derechos.

El patriarcado ofrece los cuerpos de las mujeres como mercancía abundante y barata. Si lo hemos hecho con la prostitución, con la pornografía¿qué problema hay? Basta buscar mujeres pobres, que estén en situación de precariedad o necesidad, y alquilar su útero. Y si se considera ilegal, siempre podemos solicitar los servicios de ciertas organizaciones solidarias que por un módico pago se muestran dispuestas a ayudarnos.

Ni que decir tiene que la hipocresía que rodea este tráfico humano provoca náuseas.

Y es que el capitalismo no cesa de refinar sus métodos. Antes robaba niños a las familias pobres y ahora se los compra: con dinero por medio lo legaliza todo: la prostitución, la compraventa de hijos o de órganos, y lo que se tercie.

(Extracto. Adaptación libre)


Imágenes: eldiario.es

Fuente: https://www.infolibre.es/noticias/club_infolibre/librepensadores/2020/02/26/vientres_alquiler_compraventa_mujeres_104405_1043.html

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.